miércoles, 6 de agosto de 2014

Y nos dieron las diez y las once, las doce y la una y las dos y las tres...

...y mirando el reloj y seguimos sin dormir.
Yo ya llevo entrenamiento, siempre me ha costado bastante conciliar el sueño, muchísimo, demasiado.


Luego llegó el embarazo, uffff, entre los reflujos, la acidez de estómago, la tripota que no me dejaba elegir muchas posturas y yo que he sido de dar mil vueltas en la cama y me veía atrapada tumbada de medio lado, pero ojo, que encima ha de ser hacia el lado izquierdo.

Yo no dormía y la gente no hacía mas que decirme "Aprovecha, duerme ahora, que si no luego ya verás..." y lo vi y lo veo y lo sufro, pero no en silencio que para eso he creado un blog, para desahogarme, ¡leñe!.

Y luego llego mi hijo, más majiiiico, más guapo, más llorón... un montón, por todo, a todas horas, con todos.

Pasados los meses los llantos fueron disminuyendo, al menos por las noches, la verdad es que no me puedo quejar, ha sido muy conformadico para dormir por las noches, le ha costado muuucho coger el sueño, pero cuando lo cogía no se despertaba hasta las 6, bueno, más o menos.


Vale, sí, sí que se despertaba, cada hora, cada media hora, ¡¡¡cada 5 minutos!!!, pero sólo para pedir teta y cuando tenía lo que quería se volvía a dormir, pero yo no, ¡maldito insomnio!. Lo he intentado todo, engañarle con un chupete, nada, es muy listo; darle agua en biberón, que no, que no cuela; intentar convencerle con palabras de que se vuelva a dormir y que me deje descansar a mi también (sí lo sé, cómo se me ocurre, se me va la pinza). También he probado con tila, con valeriana, relajación a través de respiraciones controladas y profundas. NADA FUNCIONA.

Que rabia da, verle dormir y no poder aprovechar sus horas de sueño para dormir yo también.

¿Tenéis algún remedio milagroso?, ¿habéis pasado por esta tortura de privación del sueño?.
Si te gusta lo que escribo puedes seguirme en Facebook.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...